Planes para niños en Madrid: casa del ratón Pérez

Si buscas un plan para niños y  adultos en Madrid tienes que ir a conocer la casa de uno de los ratones más famosos del mundo: el ratón Pérez.

En arenal número 8 se encuentra la casa de nuestro ratón favorito, debes saber que tendrás que comprar las entradas nada más llegar, puesto que no se pueden comprar ni por internet ni teléfono. Nuestra sugerencia es que las compréis a primera hora de la mañana, la visita dura unos 30 minutos, pero las visitas se van llenando y puede que tengáis que esperar. El precio es de 3 euros, menores de 3 años no pagan.  Abren a las 11 de la mañana y cierra a las 19:00 u 20:00 dependiendo del día

Una vez dentro, amenizan la visita preguntando a los niños sus experiencias con el ratón Pérez, sus anécdotas e historias.

Nos explican los detalles de la vestimenta del ratón, nos vendrá muy bien para buscar los objetos en los cuadros que hay en el museo.Tendremos que  buscar en cuadros de Dali, Miro, Picasso... detalles del ratón Pérez acercando a los niños a obras de arte

Nos presentan a la familia del ratón Pérez, muy interesante ya que los niños se suelen creer que el ratón Pérez no tiene familia. Aquí la tenéis:

Atenderemos al origen de la historia del ratón Pérez:

"Luis Coloma, jerezano de cepa, escribió este cuento para el rey Alfonso XIII con motivo de la caída de uno de sus dientes de leche,  fundió un personaje tomado de la tradición, el ratón Pérez con otro que recrea en Buby al rey niño. Luis Colomo citó como lugar de residencia de la familia Pérez una caja de galletas, situada en arenal número 8, donde había una confitería en los sótanos". Actualmente el ratón Pérez comparte las tareas con el hada Tooth fairy o la petit Souris, según donde vivamos.

Una vez dentro, los niños serán los protagonistas y disfrutarán de una casa de cuento con muchos detalles, puertas del ratón Pérez, escaleras pequeñitas, en fin la casa del ratón Pérez está llena de pequeños escondites y sorpresas que descubrirán los pequeños. Nos harán meter por un túnel, a  pequeños y a mayores (si os atrevéis) y estad atentos en que no os piqué la nariz con polvo de ratón.

Observaréis como los pequeños, son capaces de encontrar al Ratón Pérez en cualquier lugar y escondite, el mío personalmente le vio correr. Finalmente veremos su casa con todo alborotado, es probable que todavía estén dentro de la casa, ¡será vuestra misión encontrarles u observar porque puerta se han ido!

No os olvidéis llevar una carta o dibujo, allí tiene su buzón para que la podáis dejar. Si queréis apuntaros a un taller podéis informaros en el blog del ratón Pérez, os adelanto que suelen tener talleres de dibujo y pintura o talleres para enseñarnos a cuidar los dientes. Una vez finalizado la visita, tenemos una pequeña tienda con merchandising del ratón Pérez: libros, monedas de chocolates, lápices, etc...

Ya sólo nos queda seguir soñando, limpiarnos bien los dientes y desear que nos vuelvas a visitar pronto...

 

 

.

 

No hay comentarios

Agregar comentario